Homeopatia la medicina del individuo

Doctor

Tras cuarenta años de experiencia como Homeópata, nos afirma que su mente, corazón y espíritu están al servicio de esta medicina. El reconocido médico venezolano nos aclara todas las dudas sobre esta ciencia médica.

Hoy en día la mayoría de nosotros no conoce algo más que la medicina tradicional con que siempre nos han tratado y los miles de medicamentos fabricados en serie disponibles a la vuelta de la esquina en cualquier farmacia. La Homeo- patía, una ciencia con más de 200 años, está cobrando hoy en día mucha fuerza a raíz de la impotencia de la medicina tradicional en resolver los problemas de salud del ser hu- mano. En esta entrevista exclusiva con Despertar espiritual, el Doctor Risquez, con más de cuatro décadas ejerciendo la Homeopatía nos da su visión sobre esta ciencia.

¿Qué es la homeopatía?

La homeopatía es una ciencia terapéutica médica basada en la ley de la semejanza, es decir, lo que una sustancia en estado de dinamización es capaz de producir en un ser humano sano, esa misma sustancia es capaz de curar aquel enfermo que manifiesta su enfermedad con síntomas similares a lo que esa sustancia produjo en la experimentación. La segunda ley, la dinamización, Hahnemann la usó para extraer los efectos tóxicos de las sustancias sometiéndolas a un proceso de dilución y sucusión que se llama dinamización.Y son estas sustancias en estado dinamizado, las que se someten al proceso de experimentación en seres humanos sanos para obtener todos los síntomas. Esta es la tercera ley, la ley de experimentación pura en sujetos sanos. La cuarta ley dice que sólo debe usarse un solo medicamento por cada tratamiento. La quin- ta ley nos habla de los miasmas, que es la manera como designamos nuestras predisposiciones para enfermarnos. La ley de curación –la sexta ley– nos dice que el ser humano se enferma de adentro hacia afuera y se cura en igual forma, desde el interior hacia el exterior.Y por último, la séptima ley nos dice que ningún ser humano es idéntico a otro. La aplicación de estas siete leyes para curar a un enfermo conforman la Homeopatía.

¿Quién es el padre de la homeopatía?, ¿cuándo, cómo y por qué nace?

El padre de la Homeopatía fue Samuel Hahnemann, quien nace en Meissen, Alemania en 1735 y muere en París en 1843 a los 88 años de edad. El se graduó de médico y para el tratamiento de las enfermedades, se usaban en esa época, medicamentos que, en su mayoría, eran venenosos y vio- lentos. Se administraban en dosis tóxicas, todos a base de mercurio, arsénico, azufre y cloro. Esto lo lleva a estudiar la farmacopea, área muy desconocida por los médicos de la época, ya que era el boticario del pueblo quien administraba las medicinas. Un día decide abandonar el ejercicio de su profesión por su incapacidad de curar, y se dedica a la traducción de libros. Traduciendo un libro sobre la Quina, también conocida como “polvo de la condesa” o “polvo de los jesuitas”, se le ocurre la genial idea que si ella puede cu- rar el paludismo significa que al administrarla a un individuo sano debe producir los mismos síntomas, así que decide experimentar en si mismo y nace la ley de la similitud. Así nace la homeopatía en 1789.

Personalmente, ¿Por qué decidió dedicarse a ella?

Porque estaba cansado, porque todas las personas no son iguales, y es que la medicina se ha transformado en algo muy científico y no toma en cuenta que todos somos únicos. Me acuerdo ayer que le había hecho el historial a un paciente que había visitado varios médicos, y me decía:“A mi nadie me había preguntado cómo es mi carácter, cómo fue mi infancia, cómo me va con mi matrimonio, nadie ha conversado nada conmigo, sólo me preguntan sobre mis síntomas y me recetan una pastilla”.

¿Cuál es su opinión sobre las vacunas?

Un niño al nacer trae un sistema inmunológico virgen el cual al entrar en contacto con los agentes nocivos, reacciona elabo- rando anticuerpos específicos contra el agente invasor y mu- chos de estos anticuerpos persisten para toda la vida. Tantas vacunas hacen que este sistema inmunológico se debilite y por eso vienen tantos niños con asma y alergias. No se puede negar que el descubrimiento de las vacunas ha sido de gran utilidad para erradicar grandes epidemias que azotaban a la humanidad, pero después de ese descubrimiento – el de la viruela – se le ha aplicado el mismo concepto a la tuberculosis, lepra, la triple, la polio, la antitífica, la trivalente viral, la influencia para la gri- pe, entre otras.Ya tenemos en los últimos 30 años recibiendo vacunas para los niños desde su nacimiento en forma masiva y eso hace que tengan el sistema inmunológico tan deteriorado. Yo personalmente, para el tratamiento de la polio tengo ya 10 años usando la Karwinskia Humboldtiana, el Pertussinum para la tosferina, etc. Existen para cada una de esas enfermedades sus respectivas vacunas homeopáticas.

¿Como puede ayudarnos la homeopatía a tratar el cáncer y otras enfermedades terminales?

Muchos pacientes y sus familias me han pedido mi opinión y mi consejo de como actuar ante un proceso canceroso, y yo siempre les digo que no les puedo dar ninguna garantía, como creo que no la puede dar ningún médico sea homeópata o alópata. Solo les doy mi opinión y consejo de acuerdo al caso que se presenta.A veces sugiero dejarlo solo con tratamiento homeopático, y he visto curación y sorpresas en algunos casos desahuciados por la medicina tradicional. Creo que todos los médicos hemos tenido esta experiencia, y en otros casos por lo menos tener un feliz final de la vida terrenal con tratamiento homeopático, y no como sucede a veces en pacientes some- tidos a cirugías, quimioterapia y radioterapia, con los grandes sufrimientos y el costo que esto ocasiona, para tener igual final.

¿Que requisitos tiene que tener un médico para ingresar a la formación homeopática?

Ser médico graduado de una universidad. Aunque debería enseñarse en las universidades que existe otra manera de tratar a los enfermos. Hay mucha gente que se dedica a la homeopatía sin ser un médico graduado, sin embargo como me dijo un maestro, los mejores homeópatas que Él había visto eran los que venían de la alopatía, porque tenían una amplia formación como médico y venían muy decepciona- dos de la medicina tradicional.

¿Cuáles son las cualidades que debe tener un médico para ser un buen homeópata?

El médico homeópata debe ser un médico integral, un médico de familia, o sea, un orientador de la salud de la familia, pues conociendo a sus miembros, conoce los miasmas que predominan en una familia dada. Muchas veces, se conviene en un psiquiatra y consejero espiritual de sus pacientes.

¿Que paciente usted no atendería, que de antemano dijera este paciente no es para la homeopatía?

Yo atiendo a todos. Hace poco tuve un caso de una viejita de 87 años con asma y la traté con homeopatía y pasó sus últimos años de vida curada.

Mucha gente se pregunta, ¿es largo el tratamiento homeopático?

Muchos pacientes inician su proceso de curación con la pri- mera medicación, y siguen usando la misma, otros necesitan una secuencia de remedios de acuerdo a los síntomas, que van cambiando y por eso sugiero a un paciente que comien- za con homeopatía darse un lapso prudencial de un año para que vea los resultados de un tratamiento. Hay otros que con una sola medicación entran en equilibrio y no regresan sino 2, 3 o 4 años después, cuando comienzan a sentir molestias nuevamente.

¿Todas las enfermedades pueden tratarse a través de la homeopatía?

Todas. Es que no vas ha tratar las enfermedades, vas a tratar al enfermo.Y así debe ser la verdadera curación.

¿Cuales son los casos más comunes por los cuales asisten sus pacientes?

Las alergias y los problemas respiratorios son los más comu- nes.Aunque he trato muchos casos de artritis, jaquecas, ulce- ras, hipertensión, entre otras, con mucho éxito.

¿La homeopatía solo sirve para curar o también es útil para prevenir enfermedades?

La gente debería tomar homeopatía en salud, incluso las mujeres embarazadas al recibir homeopatía logran beneficios sobre el feto, mejorando así su predisposición miasmática a enfermarse y contribuyendo a la eugenesia (aplicación de las leyes biológicas al perfeccionamiento de la especie humana).

¿Que relación ve Ud. entre la homeopatía y la espiritualidad?

El párrafo 9 del Organon de Hahnemann nos dice: “En el estado de salud, la fuerza vital que anima dinámicamente la parte material del cuerpo, ejerce un poder ilimitado. Ella sostiene todas las partes del organismo en una admirable armonía vital, tanto con respecto a la actividad, como a la sensibilidad, de suerte que el espíritu dotado de razón, que reside en nosotros, puede emplear libremente estos instru- mentos libres y sanos para conseguir el elevado objeto de nuestra existencia”, y yo diría que la homeopatía tiene la capacidad de devolvernos ese estado de salud para conse- guir el elevado objeto de nuestra existencia que es tener la capacidad de darse sin esperar nada.

¿Es necesario que el paciente crea en la homeopatía o en el tratamiento para que éste sea efectivo?

No, para nada. Muchos de mis pacientes vinieron renuentes y escépticos a la primera consulta, y ya llevan 10 años conmigo y además han traído a sus hijos, hermanos, padres, a toda la familia.

¿Qué reflexiones quisiera compartir con los lectores de Despertar espiritual?

Para terminar quisiera decirles que la alopatía es la medicina de las masas, y la homeopatía, es la medicina del individuo.

Diego Risquez Harris es médico cirujano, egresado de la Uni- versidad del Zulia con post-grado de pediatría en la Clínica Pédiatrica de la Universidad de Roma. Fue miembro fundador de la Fundación Venezolana de Medicina Homeopática. En 1969 tuvo sus primeros contactos con la Homeopatía, y desde 1973 atiende consultas privadas como Homeópata, en Caracas,Venezuela. Es Autor de los libros Homeopatía, Medicina Vitalista y Re- flexiones. Proveniente de una familia de médicos reconocidos, formado en la medicina alopática, es actualmente uno de los médicos homeópatas más consultados en Venezuela.